Temporada Chocó En Escena

Uniclaretiana Ensayos. Laura Ramos, Hans Renteria, Sandra Gonzalez.
Uniclaretiana Ensayos. Laura Ramos, Hans Renteria, Sandra Gonzalez.

Este Laboratorio en su tercera versión consecutiva, coordinado por el Maestro Felipe Andrés Pérez, con apoyo de la coordinadora Local Katherín García Gil, se desarrolló del 1 al 15 de julio de 2017. Participaron 15 jóvenes y adultos con formación en teatro que integran los principales grupos de teatro del municipio. Entre estos hay bailarines, actores, gestores y promotores de espacios culturales. El Laboratorio se propuso constituir en Quibdó la primera sala concertada del Chocó, entregándole al público productos teatrales de calidad, fortaleciendo el repertorio de grupos existentes y enriqueciendo el proceso, pautas, herramientas y técnicas adquiridas en los Laboratorios anteriores. Le apuntó a la promoción de un conocimiento teatral integral a fin de fortalecer obras que venían montando los grupos de teatro participantes. También, contribuyó a la construcción de material escrito, gráfico y visual, para realizar la difusión de las obras de la Temporada de Teatro y posibilitó foros en los que interactuaron los actores y el público.

Contexto.[1] “(…) La ciudad de Quibdó, capital del Departamento,  ha estado expuesta a los efectos directos del conflicto armado, del narcotráfico o bien de otras dinámicas que generan situaciones de vulnerabilidad, como la prostitución, las adicciones o el pandillísmo. En lo que respecta a la actividad teatral en particular, es interesante señalar que (…) en Quibdó los grupos que se han ido consolidando son agrupaciones relativamente jóvenes, como Andamio Teatro y Jóvenes Creadores del Chocó

La co-evaluación de este Laboratorio señaló principalmente que se considera positivo el trabajo de reflexión crítica de tres obras que venían produciendo quienes se inscribieron en este, para determinar los aspectos teatrales por mejorar en cada una de ellas y fortalecerlas. Las obras trabajadas se enmarcaron en elementos costumbristas y culturales como alabaos, en historias propias de la vida cotidiana, y en situaciones históricas como la masacre de Bojayá, con el fin de relacionar la dramaturgia con narrativas del contexto social y cultural del departamento y del municipio, lo que generó empatía con los públicos. Se consideró significativo que se realizaran ejercicios para investigar sobre algunos términos técnicos del teatro, lo que permitió una mayor sensibilidad con la situación y el contenido de las obras. También se valoró el apoyo recibido para publicitar las obras en los medios de comunicación, y para la gestión de escenarios a favor de la socialización de los montajes, pudiendo proyectarse a la comunidad en espacios no convencionales y culturales, y en barrios periféricos. Esto implicó compromiso y definición de los roles que cumple cada integrante al interior del grupo, sea que actué o no.

Respecto al maestro coordinador, los participantes señalaron su compromiso y escucha para permitir que fueran ellos quienes decidieran las temáticas a abordar en las obras teatrales. La Coordinadora local aportó significativamente a la labor de gestión del Laboratorio y de los circuitos barriales.

Tres obras fortalecidas por el Laboratorio realizaron circuitos barriales, así: En la mitad del Río, dirigida por Danny Suley Castro del grupo Andamio Teatro, que cuenta la historia de una familia del pacífico colombiano que ,en su día a día, sobrepasa dificultades económicas y sociales, se presentó el 12 de julio en la Ciudadela Mía y el 13 de julio en la Caseta Aeroparque; Bojayá, masacre y olvido del grupo teatral Jóvenes Creadores del Chocó, dirigida por Katherine García, la cual reconstruye el relato de Ernestina, una víctima de los hechos ocurridos, se presentó el 2 de mayo del 2002 en Bojayá; Recital del Despojo, del Grupo de Teatro de la Uniclaretiana, bajo la dirección de Belkis López, donde se narra el éxodo que vive el pueblo colombiano y especialmente los habitantes del Chocó a causa del conflicto armado, el 13 de julio en el Salón Comunitario Barrio Poblado. Además las 3 obras se presentaron en el Centro Cultural MamaÚ el 14 y 15 de Julio.

Los participantes recomiendan encontrar espacios apropiados para presentaciones teatrales; adquirir o producir mejores elementos escenográficos como vestuarios y utilería; ofrecer formación específica en producción para teatro; continuar con la divulgación vía canal de tv local y por emisoras radiales. Concluyen que, aunque la temporada fue muy corta, esta fue un ejercicio de mucha fuerza resistencia y empoderamiento del campo teatral en el municipio.  Esta enmarcó el proceso realizado como un acontecimiento que abrió la ruta para la visibilidad y la permanente actividad del teatro en el territorio.

 

[1] Los apartados de Contexto, se traen del Documento de sistematización de los Laboratorios de Formación en Teatro 2016, realizada por la filósofa Alejandra Marín.

Linea: 
Linea 1